06 julio 2008

El glaciar Perito Moreno se rompe en pleno invierno





El glaciar Perito Moreno, maravilla natural situada en la Patagonia argentina, comenzó el proceso de ruptura que terminará en un desprendimiento masivo de hielo, un proceso inusual en pleno invierno austral, informaron este viernes fuentes de la Administración de Parques Nacionales de Argentina.

En las últimas horas apareció una grieta en el dique que el glaciar forma sobre la península Magallanes del Lago Argentino, lo que hace prever el gigantesco desmoronamiento de hielo que ocurre en los veranos cada cuatro o cinco años, explicaron.

Todos los años, dicho dique divide en dos al lago y la perspectiva de su derrumbe atrae a miles de turistas al Parque Nacional Los Glaciares, en la sureña provincia de Santa Cruz, una reserva declarada Patrimonio Natural de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

El fenómeno, que se produjo por última vez en marzo de 2006, es provocado por la presión de las aguas sobre el dique de hielo, que comienza a agrietarse hasta formar un hueco en forma de arco que lo debilita y termina por derrumbarse.

No obstante, ello suele ocurrir en verano, por lo que el director del parque, Carlos Corvalán, consideró probable que el fenómeno se produzca porque "el hielo no debe tener la misma dureza que de costumbre", lo cual estimó se puede adjudicar "al cambio que experimenta la temperatura del planeta". "Es raro que suceda un proceso de estas características" en el invierno, reiteró.

El glaciar Perito Moreno, de unos 200 kilómetros cuadrados de extensión, está situado sobre la cordillera de Los Andes, límite natural entre Argentina y Chile, y es uno de los pocos del mundo que se ha mantenido estable hasta ahora, sin retroceder como consecuencia del calentamiento global, como ha ocurrido con importantes glaciares en Argentina y Chile.

Con una superficie total de 195 kilómetros cuadrados, el Perito Moreno tiene una altura en su frente que varía entre 50 y los 70 metros de altura, aunque la pared de hielo llega a su lecho.

Se trata de masas de hielo en continuo desplazamiento debido al impulso de la gravedad. Este movimiento se produce por la eliminación de hielos por fusión, evaporación o formación de témpanos.

El último rompimiento de este glaciar, con el derrumbe total de su puente de hielo, se produjo la noche del 13 de marzo de 2006, ante la presencia de 10 mil visitantes. Para una mejor observación del fenómeno, la Administración de Parques Nacionales dispuso en ese momento que las pasarelas ubicadas frente al glaciar estuvieran abiertas al público durante las 24 horas del día, medida que se repetiría en esta ocasión.

Fuente: Telesur



1 graffiti:

Josefina

Recién cuando uno dobla en la 'curva de los suspiros' (primer mirador del glaciar), uno empieza a medir su verdadera magnitud. Se pueden ver fotos y videos, estar allí es totalmente distinto.
Para visitarlo con tiempo,pasado la primera impresion de euforia al verlo ,se van descubriendo formas, colores, mutando del blanco, celeste, azul, y el rugido de los desprendimientos que se amplifican a medida que avanzan sobre el agua. Realmente es un espectáculo natural hermoso

Josefina - Restaurante patagonico